Más noticias interesantes

Foto de William Warby en Unsplash

ESTA VIBRACIÓN SIGNIFICA QUE ES HORA DE REVISAR LOS ROTORES DE FRENO

  • Autolab / Consejos

ROTORES DE FRENO DEFECTOS: CÓMO DECIR QUE EL TUYO DEBE REEMPLAZARSE

Cuando pisas el freno, esperas que tu carro reduzca la velocidad de inmediato. Si eso no pasa, podría haber algún problema con uno de los varios componentes que forman el sistema de frenos. Los discos de freno, que son los que las pastillas de freno agarran para detener el carro, pueden desgastarse con el tiempo y tal vez necesiten ser reemplazados. Si has notado alguno de estos signos, es posible que sea el momento de cambiar los discos de freno.

VOLANTE VIBRANTE

Si sientes vibración en el volante cuando reduces la velocidad, tus rotores podrían estar indicando problemas. Cuando pisas el freno y las pastillas de freno presionan los rotores, estos se calientan mucho. Naturalmente, este calor puede hacer que los rotores se desgasten y, con el tiempo, esto podría provocar un descentramiento excesivo o rotores «deformados». Dado que las pastillas de freno presionarán sobre una superficie que no es lisa, el frenado y la dirección tampoco se sentirán suaves. ¿El resultado? Un volante que vibra.

PEDAL DE FRENO VIBRANTE

Un pedal de freno que vibra suele ir acompañado de un volante que también vibra. Si sientes pulsaciones o temblores en el pedal del freno cuando reduces la velocidad, esto podría ser una señal de que los rotores del freno están dañados, «deformados» o vidriados.

Los rotores son discos que trabajan junto con las pastillas de freno para detener el vehículo. Con el tiempo y el uso constante, los rotores pueden deformarse debido al calor excesivo o al desgaste irregular. Cuando los rotores están deformados, las pastillas de freno no pueden hacer contacto de manera uniforme con la superficie del rotor, lo que provoca esa sensación de temblor o pulsación en el pedal del freno.

Otra posible causa de las vibraciones en el pedal de freno es la «vidriación» de los rotores o las pastillas de freno. La vidriación ocurre cuando las superficies de los frenos se sobrecalientan y se vuelven lisas y brillantes, como si estuvieran cubiertas de una capa de vidrio. Esto reduce la fricción necesaria para detener el vehículo de manera efectiva, causando una sensación de temblor cuando se aplican los frenos.

En cualquier caso, un pedal de freno vibrante no debe ser ignorado. Es una señal de que algo no está funcionando correctamente en el sistema de frenos y debe ser inspeccionado y reparado lo antes posible para garantizar tu seguridad en la carretera. Si experimentas estos síntomas, es recomendable llevar tu vehículo a un taller mecánico de confianza, como Autolab, donde técnicos especializados pueden diagnosticar y solucionar el problema de manera adecuada.

CHIRRIDO INTERMITENTE

Si alguna vez has escuchado un chirrido intermitente al frenar, sabes que puede ser tan molesto como el sonido de clavos arañando una pizarra. Este chirrido no solo es irritante, sino que también es una señal de que algo no está bien con los frenos de tu carro.

El sonido ocurre por varias razones:

  1. Rotores con Ranuras: Los rotores son discos metálicos que se encuentran detrás de las llantas y están conectados a las ruedas. Con el tiempo y el uso, estos rotores pueden desarrollar ranuras o surcos. Imagina que estás arrastrando una aguja a través de un disco de vinilo antiguo y desgastado; el ruido que escuchas es similar al chirrido de los frenos. Estas ranuras en los rotores interfieren con el contacto suave que deberían tener las pastillas de freno, creando ese molesto sonido.
  2. Indicador de Desgaste de la Pastilla de Freno: Las pastillas de freno tienen un pequeño metal que actúa como indicador de desgaste. Cuando las pastillas están nuevas, este metal no toca el rotor. Pero a medida que las pastillas se desgastan, el indicador comienza a rozar el rotor, produciendo un chirrido. Es como una alerta incorporada que te dice que las pastillas de freno necesitan ser reemplazadas.
  3. Desgaste del Material de la Pastilla de Freno: Las pastillas de freno están hechas de materiales compuestos que se desgastan con el tiempo. Cuando el material de la pastilla se desgasta completamente, lo que queda es una superficie metálica. Al frenar, esta superficie metálica hace contacto directo con el rotor, también de metal, produciendo un sonido chirriante. Es una señal clara de que las pastillas de freno están muy desgastadas y necesitan ser cambiadas urgentemente para evitar daños mayores al sistema de frenos.

¿Qué Debes Hacer?

Si escuchas un chirrido intermitente al frenar, no lo ignores. Es la manera en que tu carro te está diciendo que necesita atención. Revisa tus frenos tan pronto como sea posible. Mantener el sistema de frenos en buen estado no solo evita ruidos molestos, sino que también asegura tu seguridad en la carretera.

COLORACIÓN AZUL

A veces, puede que te sientas deprimido, pero cuando hablamos de la coloración azul en los rotores de freno, ¡estamos hablando de un problema mecánico, no emocional! Si tus rotores presentan un color azul, el exceso de calor, no la tristeza, es el culpable probable.

Para verificar si hay rotores azules, agáchate junto a una de las ruedas y mira detrás de los radios. ¿Ves un objeto que se parece a un disco? ¡Ese es el rotor! Si notas una coloración azulada en él, o si las pastillas de freno o la pinza tienen un color naranja quemado, es momento de inspeccionar los frenos de tu carro. El calor que causó esa coloración puede haber comprometido la eficacia del sistema de frenos.

Este problema puede surgir por mantener el pie en el freno mientras conduces, una práctica que algunas personas llaman «pisar los frenos». Los conductores que viven en zonas montañosas con pendientes pronunciadas suelen enfrentarse a esta situación con más frecuencia, ya que deben frenar constantemente para controlar la velocidad en las bajadas.

Cuando frenas continuamente, los frenos se calientan mucho. Este calor extremo puede causar que los rotores cambien de color, indicando que han sido sometidos a temperaturas muy altas. Esto no solo afecta el color, sino que también puede reducir la efectividad del sistema de frenos, ya que el calor puede deformar los rotores o dañar las pastillas de freno. Si notas estos signos, es crucial que lleves tu carro a un taller mecánico para una revisión y posiblemente un reemplazo de las partes afectadas.

DESGASTE EXCESIVO CON EL TIEMPO

Como muchas otras piezas de tu carro, los rotores de freno se desgastan con el tiempo y el uso continuo. Estos componentes son cruciales para el funcionamiento seguro del sistema de frenado, por lo que es importante estar atento a su estado y reemplazarlos cuando sea necesario.

Inspección de Rotores Defectuosos

Si sospechas que tus rotores de freno están defectuosos, hay algunos signos claros que puedes buscar:

  1. Ranuras y Rayas: Con el uso, los rotores pueden desarrollar ranuras y rayas en su superficie. Estas imperfecciones son causadas por el contacto constante con las pastillas de freno y pueden afectar la eficacia del frenado. Un rotor con muchas ranuras y rayas no solo es menos eficiente, sino que también puede causar esos chirridos molestos al frenar.
  2. Vidriado: El vidriado ocurre cuando los rotores se sobrecalientan y se endurecen, creando una superficie brillante y resbaladiza. Esto reduce la fricción entre el rotor y las pastillas de freno, haciendo que el frenado sea menos efectivo. El vidriado puede ocurrir por frenar de manera agresiva o en condiciones de conducción que generan mucho calor, como en bajadas prolongadas.

Verificación de Registros de Servicio

Es fundamental llevar un registro de las inspecciones y reemplazos de los rotores de freno. Revisa tus registros de servicio para saber cuándo fue la última vez que se inspeccionaron y reemplazaron los rotores. Esto te ayudará a determinar si es momento de hacer una revisión nuevamente.

Frecuencia de Reemplazo

Los rotores de freno generalmente necesitan ser reemplazados cada 15,000 a 70,000 millas (aproximadamente 24,000 a 113,000 kilómetros). Sin embargo, la frecuencia exacta puede variar según:

  • Estilo de Conducción: Si tienes un estilo de conducción agresivo, frenando bruscamente y con frecuencia, es probable que los rotores se desgasten más rápido.
  • Tipo de Vehículo: El peso y el tipo de vehículo también afectan la durabilidad de los rotores. Vehículos más pesados o aquellos que se utilizan para remolcar tienden a desgastar los rotores más rápidamente.

Mantener un ojo en el estado de los rotores y realizar reemplazos cuando sea necesario no solo previene problemas mayores, sino que también garantiza tu seguridad al conducir.

CORROSIÓN

La oxidación en los discos de freno es algo inevitable. De hecho, es normal que se forme óxido en la superficie cuando el carro está parado por tan solo un día. Una vez que vuelves a usar los frenos, esa fina capa de óxido se desgasta y el proceso comienza de nuevo.

El problema surge cuando el óxido se acumula tanto que la corrosión empieza a afectar el acero de los rotores, debilitándolos. Esto ocurre generalmente si el vehículo no se ha utilizado durante un tiempo prolongado. Si este es tu caso, es posible que sea necesario reemplazar el rotor del freno.

Cuando el carro no se mueve por varios días o semanas, la humedad en el aire puede hacer que se forme óxido en la superficie de los discos de freno. Si bien una capa delgada de óxido no es peligrosa y se desgasta al conducir, una acumulación excesiva puede ser perjudicial. La corrosión profunda puede comprometer la integridad del rotor, haciendo que sea menos eficiente al frenar y aumentando el riesgo de fallas.

Es importante revisar regularmente los frenos, especialmente si el carro ha estado inactivo durante un tiempo considerable. Si notas que los discos están muy oxidados o si escuchas ruidos inusuales al frenar, es recomendable llevar tu vehículo a un taller mecánico para una inspección detallada. El mecánico podrá determinar si es necesario limpiar los discos, lijarlos o, en casos más severos, reemplazarlos por completo para garantizar tu seguridad al conducir.

RUIDO DE CHILDREN AL FRENAR

Escuchar un chirrido al frenar es una clara señal de que algo no anda bien con los frenos de tu carro. Este sonido puede indicar varios problemas, principalmente relacionados con el desgaste, deformación o daño de los rotores y las pastillas de freno.

Chirrido Inicial: Fregado de Frenos

El primer tipo de ruido que podrías escuchar es un chirrido conocido como «fregado de frenos». Este sonido suele ser la primera señal de advertencia de que las pastillas de freno están empezando a perder su grosor. Las pastillas de freno están diseñadas con un material especial que se desgasta con el tiempo, y cuando este material se adelgaza demasiado, empieza a producir este chirrido característico. Es una alerta temprana que te indica que es momento de reemplazar las pastillas de freno antes de que se desgasten por completo.

Chirrido Más Fuerte: Raspado de Frenos

Si ignoras el fregado de frenos y continúas conduciendo sin reemplazar las pastillas desgastadas, el problema puede empeorar. El siguiente sonido que podrías escuchar es un raspado o chirrido más fuerte. Este ruido ocurre cuando las pastillas de freno se han desgastado tanto que la parte metálica de las pastillas comienza a hacer contacto directo con los rotores metálicos. Esto no solo produce un ruido más fuerte y desagradable, sino que también puede causar daños severos a los rotores.

Acción Inmediata Necesaria

Cuando llegas al punto de escuchar un raspado o chirrido fuerte, es una señal de que tanto los rotores como las pastillas de freno necesitan ser reemplazados de inmediato. Conducir en estas condiciones no solo es peligroso, sino que también puede resultar en reparaciones mucho más costosas. Los rotores dañados por el contacto metálico directo pueden requerir ser reemplazados en lugar de simplemente ser rectificados, lo que incrementa significativamente el costo de la reparación.

Preguntas frecuentes sobre los rotores de freno defectuosos

¿Puedes Conducir con Rotores Defectuosos?

Si has notado algún signo de rotores de freno desgastados o defectuosos, te recomendamos llevar tu carro de inmediato a un taller para una inspección y servicio de frenos. Aunque pueda parecer que aún puedes conducir con rotores defectuosos, no es seguro hacerlo. Estos rotores ya no son fiables, y conducir, especialmente a altas velocidades, puede resultar peligroso e impredecible.

¿Cómo se Ven los Rotores Defectuosos?

Un poco de óxido en los rotores es completamente normal. Sin embargo, las marcas distintivas o los surcos profundos no lo son. Además, una decoloración azul puede ser un signo de que los rotores están defectuosos. La presión repetida, los residuos y el calor causan desgaste con el tiempo, por lo que es importante reemplazar los rotores de freno cuando parezcan deformados, dañados o demasiado delgados. No siempre se puede juzgar un rotor por su apariencia. Puede verse bien, pero aun así causar una fuerte pulsación al frenar.

¿Cómo Suenan los Rotores Defectuosos?

Chirridos, raspaduras y sonidos agudos son señales reveladoras de rotores de freno deformados, dañados o desgastados. Idealmente, el uso de los frenos no debería producir ningún sonido. Si comienzas a escuchar nuevos sonidos al reducir la velocidad, lleva tu vehículo a una inspección de frenos para corregir el problema lo antes posible.

¿Has Notado Alguno de Estos Signos de Rotores de Freno Defectuosos?

Si has notado alguno de los signos mencionados anteriormente, como chirridos al frenar, ranuras en los rotores o vidriado, es hora de actuar. Estos son indicativos claros de que tus frenos necesitan una inspección profesional.

Realiza una Inspección de Frenos en Autolab

En Autolab, realizamos inspecciones de frenos para asegurarnos de que tu vehículo esté en óptimas condiciones. Durante nuestra revisión de frenos, nuestros técnicos capacitados examinarán minuciosamente el estado de tus rotores, pastillas de freno y todo el sistema de frenado.

Proceso de Inspección de Frenos

  1. Evaluación Inicial: Comenzaremos con una evaluación visual de los rotores y pastillas de freno para identificar cualquier signo evidente de desgaste o daño.
  2. Pruebas Detalladas: Realizaremos pruebas más detalladas, incluyendo la medición del grosor de los rotores y pastillas, y la inspección de cualquier deformación o vidriado que pueda afectar el rendimiento de los frenos.
  3. Diagnóstico Completo: Con base en nuestra evaluación, determinaremos si tu vehículo necesita algún servicio adicional o reparación de frenos. Si se requieren reparaciones, te explicaremos detalladamente cuáles son los problemas, las posibles soluciones y los próximos pasos a seguir.

Transparencia y Seguridad

En Autolab, nuestra prioridad es tu seguridad. Nos aseguramos de mantenerte informado durante todo el proceso y de ofrecerte soluciones claras y efectivas. Si se necesita realizar alguna reparación, discutiremos contigo todas las opciones disponibles para que puedas tomar una decisión informada.

Programa tu Inspección Hoy

No esperes a que los problemas de frenos empeoren. Programa tu inspección de frenos en tu taller Autolab local hoy mismo y maneja con la tranquilidad de saber que tu vehículo está en las mejores manos.









En Autolab también

tenemos soluciones en Mecánica Automotriz para flotas

Nuestra propuesta de valor es ayudarle a nuestros clientes a gestionar eficientemente el mantenimiento de sus vehículos.

Tipos de Unidades con las que trabajamos

tipo de flota Ligeros

Ligeros

  • Diesel
  • Gasolina
tipo de flota Semi pesados

Semi pesados

  • Diesel
  • Gasolina
tipo de flota Pesados

Pesados

  • Diesel
  • Gasolina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Mecánica automotriz sin salir de casa

Conoce nuestros servicio puerta a puerta, llevamos tú vehículo a nuestro taller especializado o el servicio a domicilio, donde reparamos tu vehículo en casa sin costo adicional.


Agendar cita

Artículos relacionados

  • Autolab

Reciclaje de baterías de automóviles: por qué es importante y cómo puede ayudar

03-07-2024
  • Autolab

Consejos para evitar daños por huecos en tu carro

03-07-2024
  • Autolab

Consejos para el mantenimiento de los neumáticos

03-07-2024
  • Autolab

Factores a considerar con los carros eléctricos

03-07-2024
  • Autolab

¿Es importan los programas de mantenimiento del fabricante?

03-07-2024
  • Autolab

Mantenimiento importantes para Hyundai Sonata

03-07-2024
  • Autolab

Cómo hacer que tu carro dure más

03-07-2024
  • Autolab

Consejos para cuidar el carro al viajar con clima frío

03-07-2024
  • Autolab

Preguntas frecuentes sobre llantas

03-07-2024
  • Autolab

Consejos para convertirse en un conductor más ecológico

03-07-2024